El Solar Ecológico, Costa Rica, ESECR, es un terreno dedicado a la conservación y adaptación de recursos naturales, para generar y mantener el equilibrio de los ecosistemas de esta región.

En esta parcela, cual el solar de las casas antiguas en Costa Rica, creemos posible crear un pequeño modelo agroecológico, donde el bosque primario, charral, un bosque regenerado combinado con jardines de colibríes y otros pájaros, plantas medicinales, verduras y raíces y una parcela agrícola, convivan.

El objetivo principal del proyecto es que este espacio sirva de albergue de muchas especies en peligro de extinción, tanto de la flora como de la fauna silvestre. utilizando conceptos biodinámicos. Para el control de plagas se usan  procesos naturales , maximizando los cultivos complementarios. Se trabaja con principios de agricultura orgánica, y se minimiza el uso de agua de irrigación y se maximiza el uso de agua de lluvia.

La propiedad se localiza en Santo Domingo del Roble, Santa Bárbara de Heredia, Heredia, Costa Rica. 4.5 km Norte sobre la Calle Arriba Amapola, a 1690-1750 msnm.

El 18 de Febrero del 2019 iniciamos las primeras etapas del desarrollo, alrededor de un plan general de re-forestación con árboles nativos del Bosque Nublado Luvioso, frutales, cercas vivas, jardines de plantas medicinales, de comestibles nativas y de otras lechugas y hortalizas que nos gustan.

La parcela colinda con el río Guararí, esta región a la par del río, se mantendrá y protejerá como bosque primario, trantando de evitar perturbaciones externas, luego le sigue el charral, se mantendrá como “borde suave” con el bosque y se considera una área de conservación de especies nativas como bejucos, árboles de la zona, arbustos y cobertura de suelos para contrarrestar el helecho rastrero que por abandodo es predominante en toda la parcela. Colindando con la carretera, el area de reforestación, barbecho y producción.  A manera del  “diario de  finca”, creamos el blog: EL SOLAR ECOLOGICO, ESECR 

— Max, Alejandra, Claudia y Camila

Antecedentes

El terreno ha estado con nuestra familia por alrededor de 50 años. La propiedad se dividió entre los hermanos y nuestra parcela se mantivo en barbecho por 20 años. Durante la década de los 70 y parte de 1980, fue una pequeña finca agropecuaria. Los que tuvieron esta finca, Jorge Álvarez Brenes, Eladio Chaverri Benavides y Miriam Álvarez Brenes, crearon un sistema libre de pesticidas.

Los animales que iban para la finca, casi todos pasaron una o más noches en el patio de la casa de Heredia o lotes que papá alquiba en el Barrio Corazón de Jesús, para el alborozo o irritación de los vecinos y hasta mamá pues destrozaban el jardín. Nosotros los celebrábamos por unos cuantos días, pero al rato caíamos en la cuenta de la labor que involucraban, 365 días/año. Entre ellos recuerdo cabras, ovejas, vacas, caballos, conejos y gallinas.

Iniciamos un proyecto con otra perspectiva, pero el mismo objetivo general: ilusionar a una o más generaciones a atesorar, cuidar y protejer la tierra. Para continuar leyendo acerca del proyecto, este es nuestro blog: EL SOLAR ECOLOGICO, ESECR 

— Alejandra

 

 

 

 

 

 

 

Leer más

El Solar Ecológico, Costa Rica, ESECR, es un terreno dedicado a la conservación y adaptación de recursos naturales, para generar y mantener el equilibrio de los ecosistemas de esta región.

En esta parcela, cual el solar de las casas antiguas en Costa Rica, creemos posible crear un pequeño modelo agroecológico, donde el bosque primario, charral, un bosque regenerado combinado con jardines de colibríes y otros pájaros, plantas medicinales, verduras y raíces y una parcela agrícola, convivan.

El objetivo principal del proyecto es que este espacio sirva de albergue de muchas especies en peligro de extinción, tanto de la flora como de la fauna silvestre. utilizando conceptos biodinámicos. Para el control de plagas se usan  procesos naturales , maximizando los cultivos complementarios. Se trabaja con principios de agricultura orgánica, y se minimiza el uso de agua de irrigación y se maximiza el uso de agua de lluvia.

La propiedad se localiza en Santo Domingo del Roble, Santa Bárbara de Heredia, Heredia, Costa Rica. 4.5 km Norte sobre la Calle Arriba Amapola, a 1690-1750 msnm.

El 18 de Febrero del 2019 iniciamos las primeras etapas del desarrollo, alrededor de un plan general de re-forestación con árboles nativos del Bosque Nublado Luvioso, frutales, cercas vivas, jardines de plantas medicinales, de comestibles nativas y de otras lechugas y hortalizas que nos gustan.

La parcela colinda con el río Guararí, esta región a la par del río, se mantendrá y protejerá como bosque primario, trantando de evitar perturbaciones externas, luego le sigue el charral, se mantendrá como “borde suave” con el bosque y se considera una área de conservación de especies nativas como bejucos, árboles de la zona, arbustos y cobertura de suelos para contrarrestar el helecho rastrero que por abandodo es predominante en toda la parcela. Colindando con la carretera, el area de reforestación, barbecho y producción.  A manera del  “diario de  finca”, creamos el blog: EL SOLAR ECOLOGICO, ESECR 

— Max, Alejandra, Claudia y Camila

Antecedentes

El terreno ha estado con nuestra familia por alrededor de 50 años. La propiedad se dividió entre los hermanos y nuestra parcela se mantivo en barbecho por 20 años. Durante la década de los 70 y parte de 1980, fue una pequeña finca agropecuaria. Los que tuvieron esta finca, Jorge Álvarez Brenes, Eladio Chaverri Benavides y Miriam Álvarez Brenes, crearon un sistema libre de pesticidas.

Los animales que iban para la finca, casi todos pasaron una o más noches en el patio de la casa de Heredia o lotes que papá alquiba en el Barrio Corazón de Jesús, para el alborozo o irritación de los vecinos y hasta mamá pues destrozaban el jardín. Nosotros los celebrábamos por unos cuantos días, pero al rato caíamos en la cuenta de la labor que involucraban, 365 días/año. Entre ellos recuerdo cabras, ovejas, vacas, caballos, conejos y gallinas.

Iniciamos un proyecto con otra perspectiva, pero el mismo objetivo general: ilusionar a una o más generaciones a atesorar, cuidar y protejer la tierra. Para continuar leyendo acerca del proyecto, este es nuestro blog: EL SOLAR ECOLOGICO, ESECR 

— Alejandra

 

 

 

 

 

 

 

Leer más